La Sublimación como técnica para transferir imágenes

La sublimación es el proceso de transferir imágenes con una técnica química que es pasar del estado sólido al gaseoso sin pasar por el estado líquido, este proceso lleva como nombre el primer cambio que sucede en el estado de la tinta cuando empezamos con el estampado.

Cuando comenzamos con el proceso de transferencia la tinta se encuentra sólida y en papel, al someterla a las temperaturas que sobrepasan los 180° la tinta se convierte en gas, por lo que al llegar a esa temperatura el recubrimiento de polímero o poliéster del material sublimable, se expande permitiendo que la tinta se introduzca a través de él ubicándose en el fondo del material. Esto sucede gracias a la presión que existe entre la tinta y el objeto a sublimar ya que, sin ella, la tinta se evaporaría y no ocurría la transferencia.

Al momento de llegar al punto exacto de transferencia y se enfríe el producto el polímero se cierra y la tinta vuelve a su estado sólido, este proceso es el inverso a la sublimación inicial, de esta forma la tinta queda sellada dentro del polímero o poliéster, brindándole durabilidad y resistencia.

Para que ocurra la sublimación, el material a usarse debe de contar con la capa de polímero indispensable para lograr el proceso. En cuanto a los textiles deben de contar con un 70% o más de poliéster para obtener buenos resultados. En otros materiales, como llaveros o fundas de celular no requieren el recubrimiento de polímero ya que el material esta echo con poliéster.

La tinta que se utiliza es especial, ya que una tinta normal como la Dye o la pigmentada usualmente usada para imprimir no nos sirve para el proceso de sublimar, la tinta correcta es una tinta para sublimar, ya que esta tiene la formula exacta para soportar el calor, la presión y es compatible con la mayoría de los recubrimientos de poliéster, telas y polímeros usados con esta técnica.

El papel también es especial, ya que aún muchos imprimen en hoja normal esta no les sirve ya que absorbe toda la tinta, y a la vez no conocen el porqué del papel sublimable, este papel tiene un cubrimiento que otorga la cualidad de “fotografía” en el corto tiempo que se llega a utilizar, además este recubrimiento se utiliza como antiadherente que nos sirve para que no se funda con los productos a sublimar. Este papel tiene como función de conservar la mayor cantidad de tinta en la superficie y absuelva la mínima cantidad de ella, ya que su trabajo es mantener la mayor cantidad de tinta en la superficie para que se transferencia en su totalidad al producto a sublimar, un papel normal carece de estas cualidades por lo cual al momento de usarlo deja residuos y su transferencia es nula.

Para Sublimar es necesario tener:

  • Un computador con un programa para manejar y editar imágenes
  • Una impresora Inkjet
  • Papel para Sublimar.
  • Máquinas para Sublimar bien sea planas, para objetos cilíndricos o 3D según sea la necesidad y objeto a Sublimar.
  • Objeto Sublimable
  • Mucha creatividad.
Color makeSublimación

Todo lo que necesitas para crear

Ver más
Taza Blanca 11 Oz. Color Make Grado AAA.
Color Make Taza Blanca 11 Oz. Color Make Grado AAA
Precio de ventaDesde $ 349 Precio habitual$ 499
Disponible
Papel Para Sublimación Premium Tamaño A4 Color Make 100 Hojas.
Color Make Papel Para Sublimación Premium Tamaño A4 Color Make
Precio de ventaDesde $ 139 Precio habitual$ 159
Disponible
Cinta Térmica para Sublimación 6 mm x 30 metros.
Color Make Cinta Térmica para Sublimación 6 mm x 30 metros
Precio de ventaDesde $ 30 Precio habitual$ 65
Disponible
Cinta Térmica para Sublimación 10 mm x 30 metros.
Color Make Cinta Térmica para Sublimación 10 mm x 30 metros
Precio de ventaDesde $ 40 Precio habitual$ 75
Disponible
Taza Mágica Negra 11 Oz. Color Make Acabado Mate.
Color Make Taza Mágica Negra 11 Oz. Color Make Acabado Mate
Precio de ventaDesde $ 659 Precio habitual$ 679
Disponible